Rigidez del sistema cimiento-estructura.



Una cimentación relativamente delgada puede comportarse como rígida si está unida a un núcleo de escalera, pantallas de hormigón, vigas-pared de sótano, etc.

Una estructura reticulada de gran alguna también refuerza la rigidez global de la cimentación, aunque localmente, entre pilares, ésta pueda ser relativamente flexible.

La rigidez de la estructura depende el tipo de muros y se admite que es proporcional al cuadrado del número de vanos y al número de plantas o forjados, pudiendo utilizarse la siguiente fórmula aproximada: 



 
La rigidez real depende mucho de los arriostramientos, rigidez de los tabiques, huecos de ventanas, etc.
 
En conjunto se tendrá: 

Como orientación puede indicarse que una estructura reticulada de 13 plantas con luces de 4 m tiene la misma rigidez que una losa de 33 m de longitud y 1,20 m de canto.

Puede verse que al duplicar EJ en la expresión de la longitud elástica ésta sólo aumenta en un 18% por lo cual, salvo en casos de estructuras muy rígidas, suele estar justificado prescindir de la cooperación de la estructura del edificio.

0 comentarios:

Publicar un comentario